Contrato de alquiler de local

Significado del arrendador

1. 1. Condición de los Locales. El Arrendatario reconoce que ni el Arrendador ni ningún agente del Arrendador ha hecho ninguna representación o garantía con respecto a los Locales o a cualquier parte del Edificio, excepto lo que se establece expresamente en este Contrato.

1. 1. Condición de los locales. El Inquilino reconoce que ni el Propietario ni ningún agente del Propietario ha hecho ninguna representación o garantía con respecto a los Locales o cualquier parte del Edificio, excepto lo que se establece expresamente en este Contrato.

1.1. El Arrendatario reconoce que ni el Arrendador ni sus agentes han hecho ninguna representación o garantía con respecto a los Locales o cualquier parte del Edificio o la idoneidad de cualquiera de ellos para la realización de los negocios del Arrendatario, salvo lo que se establece expresamente en este Contrato.

1.1. El Inquilino reconoce que ni el Propietario ni sus agentes han hecho ninguna representación o garantía con respecto a los Locales o cualquier parte del Edificio o la idoneidad de cualquiera de ellos para la realización de los negocios del Inquilino, excepto como se establece expresamente en el presente documento.

1.1. El Inquilino reconoce que ni el Propietario ni ningún agente del Propietario ha hecho ninguna representación o promesa con respecto a los Locales o a cualquier parte del Edificio, excepto como se establece expresamente en el presente documento.

¿los locales arrendados son singulares o plurales?

Debe asegurarse de que la duración (plazo) del contrato de arrendamiento propuesto es lo suficientemente larga como para que pueda recuperar su inversión y obtener el beneficio deseado. Recuerde que, una vez que el contrato de arrendamiento haya expirado, el arrendador no está obligado a renovarlo y es posible que tenga que buscar un local alternativo. Gran parte de su fondo de comercio puede estar ligado a su local, por lo que es importante protegerlo.

Si está empezando su negocio y no tiene un historial probado, puede decidir negociar un plazo inicial corto y opciones cortas de renovación, como un contrato de un año seguido de dos opciones de dos años.

Sin embargo, si su negocio está establecido y busca seguridad, puede preferir negociar un contrato de arrendamiento de mayor duración, por ejemplo, un contrato de dos años seguido de una opción de tres años y otra de cinco.

En muchos de los contratos de arrendamiento contemplados en la Ley de Contratos de Arrendamiento Comercial (Tiendas Minoristas) de 1985 (Ley CT), el inquilino que suscribe un nuevo contrato de arrendamiento para una tienda minorista tiene derecho a un periodo mínimo de arrendamiento de hasta cinco años. Si el contrato de arrendamiento no prevé un periodo de cinco años, en virtud de la Ley de Arrendamientos Comerciales, el arrendatario tiene la opción de prorrogarlo (opción legal).

Significado del alquiler

Las empresas de nueva creación que optan por el alquiler de locales en el vivero de empresas pueden, por regla general, permanecer en el lugar durante un máximo de tres años y, durante este tiempo, pueden beneficiarse de las ventajosas condiciones de arrendamiento y de la infraestructura

El apartado 1 del artículo 3 de la Directiva 2001/23/CE del Consejo, de 12 de marzo de 2001, sobre la aproximación de las legislaciones de los Estados miembros relativas al mantenimiento de los derechos de los trabajadores en caso de traspasos de empresas, de centros de actividad o de partes de empresas o de centros de actividad, no exige, en caso de

Significado de los locales alquilados

La mayoría de las empresas ocupan un local alquilado a un propietario. El contrato de arrendamiento suele ser por un número determinado de años que finaliza en una fecha concreta. El inquilino obtiene la seguridad de un contrato de larga duración, pero también la obligación de pagar el alquiler durante todo ese periodo, incluso si abandona el local. Un contrato de arrendamiento no puede «romperse» antes de que expire su plazo, libre de responsabilidad, a menos que tanto el propietario como el inquilino estén de acuerdo. A menudo se concede al inquilino el derecho a renovar el plazo original del contrato de arrendamiento por un nuevo periodo establecido. Esta renovación queda a discreción del inquilino.

Los arrendamientos de locales comerciales en Australia Meridional están regulados por la Ley de Arrendamientos Comerciales y Minoristas de 1995 (SA). Es necesario solicitar asesoramiento profesional cuando se celebre un contrato de arrendamiento, ya que la ley es compleja. La Ley se aplica a cualquier contrato de arrendamiento que no supere los 400.000 dólares (un aumento aplicable a todos los contratos de arrendamiento a pesar del anterior umbral de 250.000 dólares). Los locales cubiertos por la Ley incluyen cualquier local comercial que venda bienes al por menor o preste servicios al público, incluidas las oficinas. La duración mínima de un contrato de arrendamiento con arreglo a la Ley es de cinco años, salvo cuando exista una cláusula de exclusión certificada (S20K) o el contrato sea por un plazo fijo de 6 meses. La ley exige a los propietarios que faciliten cierta información a los posibles inquilinos y regula los gastos que se pueden recuperar de los inquilinos. Por ejemplo, el impuesto sobre bienes inmuebles no puede recuperarse de los inquilinos.

Entradas relacionadas

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Configurar y más información
Privacidad